Consejos para cuidar los cuchillos Tramontina

Para prolongar la vida útil de tus elementos de cocina te recomendamos seguir los siguientes consejos para cuidar los cuchillos Tramontina.

Consejos para cuidar los cuchillos Tramontina

Un cuidado adecuado de los cuchillos de cocina hará que tengan un perfecto estado durante varios años.

A continuación te compartimos 10 consejos para cuidar los cuchillos Tramontina:

  1. Afilar tus cuchillos con regularidad: El filo de un cuchillo tiene la tendencia de rodarse hacia cualquiera de los lados del borde y disminuye la potencia de cada corte. Los cuchillos deben estar siempre afilados. Lo más recomendable es siempre antes de cocinar pasarlo por la chaira de metal y re-alinear su filo para mantener su agudeza. Dándole dos o tres pasadas conseguirás mantener tu cuchillo durante mucho más tiempo.
  2. Cuidar el contacto con la superficie del tablero de corte: Para conservar el filo del cuchillo por más tiempo es conveniente cortar sobre una base de plástico o de madera. Las tablas de vidrio, cerámica, mármol son inútiles y dañan el borde en el primer corte. Las superficies, cuanto más duras sean, con más facilidad desafilan un cuchillo. Por muy buenos que sean los cuchillos, si se utilizan de forma inadecuada, se estropean. En nuestra tienda podrás ver una amplia variedad de tablas de cortar en diferentes tamaños, colores y materiales.
  3. Limpiar los cuchillos después de cada uso: Tomar un paño con jabón neutro (el detergente puede ser corrosivo) y frotarlos suavemente.  Luego lavarlos con agua tibia (no muy caliente porque pierde el filo).
  4. Secar los cuchillos después de cada lavado: Secar los cuchillos con un paño limpio y seco para evitar las manchas de sarro que contiene el agua.
  5. Lubricar los cuchillos: Para proteger el metal podemos lubricarlo con aceite mineral después de cada uso, y así evitaremos la corrosión.
  6. No lavar los cuchillos en el lavavajillas: De hacerlo, colocarlos con cuidado en una forma que no puedan golpearse con algún objeto durante el ciclo. De lo contrario, las cuchillas podrían dañarse. Sin embargo, dado que limpiar un cuchillo requiere poco tiempo, siempre aconsejamos realizar el proceso de forma manual.
  7. Utilizar el cuchillo adecuado para el propósito correcto: Hay un cuchillo indicado y diseñado para cada alimento. Por ejemplo, un cuchillo para filetes puede dañarse si intentás cortar huesos con él.  Se aconseja usar cada cuchillo para lo que fue destinado.
  8. No arrastrar el cuchillo para recoger los alimentos cortados: No se debe arrastrar la hoja del cuchillo sobre la tabla de cortar, ni sobre ninguna otra superficie, porque de este modo se estropea el afilado. La solución es dar la vuelta al cuchillo y recoger los alimentos con la parte no afilada del cuchillo.
  9. Guardar los cuchillos de forma correcta: Guárdalos en un taco de cocina o una barra magnética para evitar que se choquen entre sí y se dañen o en su funda correspondiente.
  10. Tener cuidado al transportar los cuchillos:  Cuando necesites transportar tus cuchillos de cocina fuera de tu casa usá una valija o maletín para cuchillos, el producto adecuado para mantenerlos perfectamente ordenados y evitar dañarlos. También podés utilizar fundas para cuchillos para evitar que las hojas puedan dañar el maletín.

¡Hacé clic acá para encontrar los cuchillos que necesitás para preparar tus deliciosas recetas!
 

Post Relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *